Cuidado de los zapatos

Nuestros zapatos se estropean en parte debido al cuidado que le damos, hoy vamos a daros unos consejos para conservar el zapato en perfectas condiciones y nos dure mucho más tiempo.

0 comentarios
angelica
sábado, 19 noviembre, 2011

Formas de cuidar el calzado:

  • Los expertos nos recomiendan que utilicemos el mismo zapato día si día no, sería lo perfecto dejar un día por medio.
  • Si el calzado es nuevo lo mejor es ir poniéndonos el zapato poco a poco, ponernos los zapatos en casa unas horas antes para que de esta forma vaya cogiendo la forma de nuestros pies.
  • Dependiendo del material que este realizado el zapato vamos a limpiarlo de una manera u otra:

Para los zapatos de piel: los tendremos que hidratar al igual que hacemos con nuestra piel. Hay algunos trucos caseros como utilizar leche desmaquillante o comprar crema para zapatos de piel. Una vez aplicado el producto hay que dejar secar. También se      puedo utilizar betún o crema del mismo color o incolora, antes de aplicar dichos productos es aconsejable limpiar el zapato con un trapo húmedo para quitar las posibles manchas que tenga.

Zapatos de piel sintética: se pueden limpiar con un cepillo o un trapo húmedo y una vez limpio y seco aplicar el betún o cera elegida.

Zapatos de terciopelo: son los más delicados para limpiarlos y cuidarlos. Hay en el mercado productos especiales para limpiar zapatos de este material.

Calzado de charol: limpiar con un trapo húmedo, con una esponja y jabón.

COSAS DE
  • Para conservar la forma del zapato se recomienda utilizar una horma de madera o una horma de plástico. Aunque si queremos un método más barato es meterles papel de periódico o papel de seda para conservar su forma.
  • También es aconsejable comprar un producto específico en spray para desinfectar el interior de los zapatos para evitar que se produzcan hongos.
  • Si el calzado ha sido mojado por fuertes lluvia o cualquiera otra forma, nunca pongas el calzado a secar junto a un radiador, calefactor… ya que podría endurecerlos y romperse. Lo mejor es dejarlos secar al aire y colocar dentro del interior del zapato papeles para que absorba la humedad.
  • Guardar en sus cajas y si se van a guardar de una temporada para otra, antes de guardarlos es aconsejable limpiarlos y guárdalos en bolsas de tela.
  • Una vez que se quita el zapato se recomienda limpiar el zapato.

Fuente imagen: BUNQUER.COM

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *